Saltar al contenido
Guía de Perros

Briard

diciembre 16, 2018

El Briard es un perro pastor de Francia. Tuvo su época dorada en su país de origen, se dice que hasta Napoleón, que tenía aversión hacia los perros, llegó a sentirse orgulloso de su existencia. También fue el favorito de Thomas Jefferson, responsable de su expansión por América. Destacó durante la Primera Guerra Mundial como centinela y tiene la fama de que maneja hasta 700 ovejas al mismo tiempo sin ningún problema. ¿Quieres conocer más sobre esta raza? Sigue leyendo para que te enteres de su historia y todas sus características.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)

Cargando…

Historia del Briard

Es un antiguo perro francés. Se cree que su existencia se remonta a la época de Carlomagno (768-814 Antes de Cristo). Los crearon los granjeros de la región productora de lácteos llamada Brie. Esta zona es famosa por el queso del mismo nombre. Se piensa que es un pariente cercano del Beauceron de pelo liso, que también se desarrolló en esta zona. No está claro que otra raza pudo interceder en su línea de crianza.

En un principio tenia la función de pastorear y proteger los terrenos de alimañas. Pero ganó reputación con el pasar de los años y para 1800 ya era considerado un símbolo nacional entre los franceses. Se dice que incluso Napoleón, que tenía aversión a los perros, era fanático de la raza. Participó en exposiciones y comenzó a ser usado como compañero por mucho en esa época.

También dio el salto a América, gracias a Thomas Jefferson, que en ese momento se desempeñaba como Embajador de Estados Unidos en Francia. A su regreso a casa llevó a un Briard hembra embarazada. Su nombre era Bergere y demostró junto a sus cachorros ser un gran perro de pastor y de trabajo en la propiedad de quien sería presidente. Por esta razón, Jefferson recibió más caninos de esta especie que fueron enviados por su amigo el Marqués de Lafayette. Así comenzó su establecimiento en este territorio.

Durante la Primera Guerra Mundial, el Briard jugó un papel protagónico en su lugar de nacimiento. Fue denominado el perro oficial del ejército francés. Trabajó en este conflicto como centinela, encontrando soldados heridos y ayudando en el movimiento de carros con suministros. Hoy en día sigue siendo un perro muy querido en Francia, también es conocido como Pastor de Brie.

Características de la raza

Es un perro grande. El macho mide entre 62 y 68 centímetros, mientras que la hembra tiene una estatura que va desde los 56 hasta los 64 centímetros. El peso de esta raza no está especificado en el estándar; sin embargo, es inferior a los 45 kilogramos. Tiene un cuerpo rústico, flexible, musculoso y bien proporcionado.

Sus patas son musculadas, con huesos fuertes y paralelos. Los pies son redondos, con uñas negras y buen almohadillas gruesas. Su cola es de inserción media, la lleva baja y tiene forma de J. Tiene el lomo corto, firme y recto. Su pecho es ancho, largo profundo y bien descendido hasta los codos. Tiene las costillas bien arqueadas.

Su cuello es musculoso y está despegado de los hombros. Tiene la cabeza fuerte, larga y levemente redondeada. Sus orejas son de inserción alta, son cortas, planas y no están muy pegadas de la cabeza. Tiene el hocico fuerte, ancho y con la punta cuadrado. Su mandíbula es fuerte y tiene mordida de tijera. Sus ojos son ovalados, grandes, bien abiertos y de color oscuro.

Su pelo es seco, suave, larga y con una ligera subcapa. Se presenta de los siguientes colores: Negro, leonado, leonado con una capa de color negro (leve a medio), muchas veces con mascara gris o azul. en todos estos tonos pueden aparecer pelos grises en diferentes zonas del cuerpo.

¿Cómo es su comportamiento?

El Briard tiene un temperamento equilibrado, no es agresivo ni tímido. Se muestra seguro, intrépido ante la mayoría de las situaciones y es muy activo. Tiene un instinto protector natural hacia la familia, especialmente hacia los niños pequeños, a quienes considera parte de su rebaño. Es entusiasta y tiene mucha energía, por lo cual necesita un dueño activo, dispuesto a responder a su ritmo. Muchos propietarios lo califican de incansable y por algo se dice que puede manejar hasta 700 ovejas a la vez.

Vive mucho mejor en espacios grandes y abiertos. No se acomoda muy bien a casa o apartamentos pequeños, pues requiere espacio para moverse y se desenvuelve bien con la naturaleza. Con los extraños es reservado y no tiene muy buena relación con otros animales. Con una buena socialización se puede corregir esta conducta.

Así debe ser su cuidado

El Briard necesita una buena cantidad de ejercicio diario. Tiene mucha energía y es un perro muy activo. Si no se le brinda el espacio y el tiempo necesario para la actividad física, desarrolla ansiedad y conductas no deseadas. Es un perro ideal para corredores, ciclistas y excursionistas. Dos paseos largos al día puede que no sean suficiente, aunque si se acompaña de juego con la pelota o actividades en casa, cubrirá su requerimiento.

El cuidado estético implica un esfuerzo significativo. Esta raza necesita cepillarse a diario, con un peine especial para mantener su pelaje de buena forma. De esta manera también se reduce de manera significativa la cantidad de pelo muerto que suelo desprenderse de su cuerpo. El baño depende bastante del tipo de vida que lleva, suele ubicarse entre semanal y mensual. Mucho propietarios de esta raza utilizan los servicios de un peluquero especializado.

La salud del Briard

Tiene una expectativa de vida de 12 años. En líneas generales cuenta con una buena salud, sin demasiados problemas a lo largo de su existencia; sin embargo, hay algunos padecimientos a los que tiene mayor predisposición. Principalmente están relacionados con su vista, entre ellos se encuentran: la ceguera nocturna congénita estacionaria, las cataratas, la distrofia corneal y los pliegues retinianos. Asimismo, puede presentar displasia de cadera, hipotiroidismo, enfermedades inmunológicas, insuficiencia pancreática exocrina, enfermedad renal y cáncer.