Saltar al contenido
Guía de Perros

American Bully

octubre 22, 2018

El American Bully es una de las razas que tiene mejor relación con los niños. También recibe bien a los extraños y no tiene problemas para relacionarse con otros animales. Existen de cuatro tamaños distintos y pueden adaptarse a vivir en diferentes espacios. Todo esto lo ha convertido en uno de los mejores perros de compañía en diferentes partes del mundo. Sigue leyendo para que conozcas todo sobre este joven canino.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)

Cargando…

Historia del American Bully

Es una raza muy joven, por lo cual no tiene una historia muy rica. Surgió en 1990 de la mezcla entre el American Pitbull Terrier y el American Staffordshire Terrier, en las costas Este y Oeste de Estados Unidos. Más tarde intercedieron el American Bulldog, el English Bulldog y el Olde English Bulldogge y se presentaron diferentes variaciones dentro de la misma raza.

Esto hizo que su reconocimiento se retrasara hasta julio de 2013 y que no se diera en todas las asociaciones importantes. La intención principal de sus criadores fue dar con una raza amistosa, ideal para la compañía de las familias. Así es conocida hoy en día.

Características de la raza

Es un perro con una apariencia feroz y poderosa. Tiene un cuerpo musculoso, de tamaño medio/grande. Su pecho es amplio, profundo y bien construido. La espalda es mediana y está ligeramente inclinada hacia las patas posteriores. Su cola es de implante bajo y tiene una longitud mediana. Tiene el cuello pesado y ligeramente arqueado.

Su cabeza es pesada, larga y ancha. Tiene el hocico corto y ancho. Las fosas nasales de su nariz son bien anchas. Sus orejas son de implante alto. Los ojos tiene forma de almendra, están bien separados, bajos en el cráneo y pueden ser de cualquier color, excepto rosados o rojos. Tiene una expresión fuerte.

El pelaje del American Bully es corto, brillante y suave al tacto. El largo no excede el centímetro. Puede ser de cualquier color y patrón, excepto el mirlo. El tamaño de esta raza varía, pues existen cuatro tipos reconocidos: Estándar (de 40 a 48 centímetros), Clásico (de la misma estatura, pero con una estructura más ligera), De Bolsillo (de 33 a 43 centímetros) y XL (de 48 a 57 centímetros).

¿Cómo es su carácter?

Su carácter se distancia mucho de su apariencia. Aunque luce como un perro feroz, es todo lo contrario. Es un canino de compañía, amable y cercano a su dueño. Tiene un gran entusiasmo por la vida en el hogar, suele ser obediente y colaborador. 

Es extrovertido y desarrolla una gran relación con los niños. Tiene una enorme paciencia, lo cual le permite resistir algunas travesuras; sin embargo, es importante enseñar a los más pequeños a respetarlo. No tiene problemas para relacionarse con los extraños que no se dejan intimidar por su imponente cuerpo y se acercan.

Asimismo puede socializar sin ningún problema con otros perros y mascotas. Dependiendo de su versión (estándar, clásico, de bolsillo o XL) se adaptará de mejor manera a hogares pequeños o grandes; pero siempre necesitará espacio para correr y distraerse.

Cuidados de la raza

Necesita una frecuencia de ejercicios alta. Debe salir a dar al menos dos largos paseos cada día y disfruta de espacios en los que pueda correr dentro del hogar. Es importante que la actividad sea larga, pero no intensa; es un perro musculoso, lento y no destaca por tener gran resistencia.

Cuidar su alimentación es muy importante, pues tiene una musculatura mayor a la de casi todas las razas, por lo cual es importante que tenga, entre otras cosas, una buena dosis de calcio. Esto le hará desarrollar huesos fuertes, que le permitan sostener su pesado cuerpo y no desarrollar problemas físicos con el tiempo.

El cuidado estético no es demasiado exigente, tiene un pelaje corto y fácil de mantener; sin embargo, no se debe descuidar su limpieza diaria, sobre todo alrededor de los ojos, las orejas y otras partes del cuerpo en las que podría acumular suciedad. Este canino suele disfrutar de estas atenciones, así que no resulta muy complicado llevarlas a cabo.

¿Cómo es su salud?

Su esperanza de vida se ubica entre los 12 y los 14 años. No es una raza que presente demasiados problemas físicos a lo largo de su existencias; sin embargo, tiene algunas dolencias más comunes. Entre ellos destacan: displasia de cadera y de codo, cataratas, problemas del corazón, sordera, luxación de rótula, hipotiroidismo y alergias.